Si sabemos gestionar una alimentación saludable y equilibrada lograremos tener energía durante todo el día. Hoy vamos a ver cómo hacerlo.

¿Necesito comer cinco veces al día para tener una alimentación energética?

Siempre se ha dicho que es imprescindible para una alimentación equilibrada comer cinco veces al día. ¿Es esto cierto?

Esta pregunta es un tema con una amplia controversia y, o te inclinas hacia una opinión u otra.

Nosotros creemos que el tipo de alimentación correcta es la que se realiza de forma eficiente, saludable y natural.

Por eso, gestionar una alimentación sana y equilibrada como proponemos desde Miplato puede hacer que este tema pase a un segundo plano.

Entonces… ¿cómo gestiono mi alimentación para estar activo?

Vamos a ver primero el método de alimentación que tenemos.

¿Gestionamos la alimentación en base a la ingesta calórica sin importar cantidad de comidas, o preferimos comer cinco veces al día?

¿Eres de los que no desayuna?

Si eres de las personas que prefiere no desayunar y se basa más bien en el aporte calórico total del día, quizás te interese más la comida que rompe tu ayuno porque será la que te active; por ejemplo, un suculento plato de Arroz con pollo y setas para tener la cantidad necesaria de macronutrientes (Carbohidratos, grasas saludables y proteínas) al comienzo de tu fase de toma de energía.

Si eres una persona ocupada, con poco tiempo para decidir qué comer y mucho menos para ponerte a realizarlo tú misma, nuestro consejo es que mantengas la ingesta de comida equilibrada donde los carbohidratos sobresalgan de forma mínima a los otros dos macronutrientes.

Otra opción de comida para mantenernos enérgicos pueden ser estos Tallarines chinos con verduras y pollo.

¿Picas entre horas?

Siempre tenemos la tentación de picar entre horas ¿verdad?

Esto nos pasa a todos y, si nuestro “picoteo” es una pieza de fruta o un puñado de frutos secos naturales es una gran opción para eliminar esa tentación. Además, mantendremos la energía que buscamos de forma saludable y eficiente.

Y para acabar el día,  no necesitamos acumular más energía, por eso, reducir la ingesta de carbohidratos y aumentar los otros dos macronutrientes, es la elección perfecta.

Comer un riquísimo Salmón a la naranja podría ser tu opción.

¿Te gusta desayunar o hacer 5 comidas diarias?

En este caso la organización no variará demasiado a la de la persona que elige no desayunar.

Solo debes priorizar la comida de forma diferente. Por ejemplo, realizar un desayuno donde los carbohidratos sean predominantes. Así comenzarás estando activa.

En este caso, puedes regular de forma más paulatina la reducción de carbohidratos al tener cinco momentos al día para comer.

Nuestro consejo es que comiences con una mañana elevada y que realices picos. Esto quiere decir, que el desayuno será alto en carbohidratos, seguido de una comida de media mañana ligera y otra subida a la hora principal.

Como estas Alubias con almejas.

Para la segunda fase del día ya podemos comenzar a disminuir carbohidratos a medida que nuestra actividad disminuye y aumentar los otros dos macronutrientes.

Terminando así con una cena alta en proteínas, por ejemplo, unas Pechugas de pollo en salsa de almendras y curry sería una opción genial.

Recuerda que la salud se basa en la alimentación y vida saludable. Para conseguir estos hábitos no inviertas tiempo en cocinar  y deja que nosotros te cuidemos.

Con nosotros siempre tendrás tu Comida sana a domicilio.